Frank Espino (Fuente Externa)

Dr. Frank Espino

Hay que unirse, no para estar juntos, sino para hacer algo juntos.
Juan Donoso Cortés (1809-1853) Ensayista español.

Esta columna “Ciencia Hipocrática” cumplió precisamente este año, sus 15 años ininterrumpida en este diario matutino de “La Información” en Santiago República Dominicana. Hemos sido testigo y en ocasiones comentarista de hechos que han transformado a este mundo. Este será el último artículo del año 2016 donde repasaremos lo que a nuestro entender, ha repercutido en la sociedad mundial y nacional en esta década y media.

Después de un siglo XX, que se caracterizó por superar guerras, donde se dieron pasos agigantados en la  ciencia,  en la tecnología, se conquistó el espacio, acercamiento de países y continentes por medio de la comunicación cibernética. La distancia terrestre, marítima y aeronáutica, se acortaron y se hicieron más rápidas. Se pudo superar los diagnósticos clínicos prevención, y tratamiento de enfermedades.

También hubo un gran avance de los estudios en todos los niveles desde los inferiores hasta las universidades  en busca de educación colectiva.

Entiendo que estos 16 años que se inician desde el 1 de enero del 2000 hasta el final del año 2016, muestran un retraso de nuestro planeta Tierra.

Encontramos una paradoja en este Siglo XXI. Lamentablemente 192 meses,  5,840 días, lo  que  representa 140160 horas de estos 16 años, los hechos se han encargado de mostrar que si bien no ha habido un retroceso total, no se ha visualizado un avance como se esperaba.

Estos primeros años de un siglo nuevo, se ha caracterizado por recrudecimiento de las guerras. Destierros. Hambre mundial. Caída de la economía mundial. Un alejamiento relativo de la diplomacia.

Hemos sido testigos de la repercusión del deterioro y mal trato de nuestros recursos naturales, lo que se ha traducido con cambios climáticos que han afectado a nuestra flora y fauna a nivel mundial.

Una tierra que se ha visto afectada por grandes terremotos, tsunami, inundaciones, sequías en algunos lugares, aumento y disminución de temperaturas en otros.

Estos 16 años también han tenido un aumento del terrorismo, lo que hace a un mundo más temeroso. Amenazas de un aumento de armas nucleares. Se ha intentado disminuir el tráfico ilegal de drogas y armas de guerra y convencionales, pero no se ha podido  de controlar del todo.

Otro elemento que se ha recrudecido es la corrupción económica, cáncer que corroe la sociedad en todas las esferas sociales, gobiernos y gobernantes.

Al finalizar este 2016 y en espera de un nuevo año y una nueva década, esperamos que todos esos escollos que hemos tenido sean superados por una mentalidad más abierta al diálogo, una mejor protección planetaria.

Esperamos una mejor distribución de la riqueza y tanto los gobernantes como los gobernados sean más preocupados por la  unidad de una sociedad que se desploma al no tener  una fortaleza familiar. Espero los derechos humanos sean mejores respetados y que la raza, la religión, sexo, y preferencias políticas no sean obstáculos para superarnos cada día como continente ni como país.

El autor es médico, escritor y profesor universitario

Fuente: La Información.

Digiprove sealThis article has been Digiproved

Deja un comentario