Foto: La República Dominicana, campeona del Clásico Mundial de Béisbol 2013

Cuando Adrián Beltré inició la pretemporada con un problema en la pantorrilla de la pierna izquierda, al tercera base de la República Dominicana en el Clásico Mundial de Béisbol no le alarmó la posibilidad de que perderse por lo menos la primera fase del torneo socavaría el objetivo del equipo de revalidar el título. “La pasada vez lo ganaron sin mí”, declaró Beltré.

Los dominicanos no se complicaron la vida con ese contratiempo. Tampoco lo hicieron cuando Hanley Ramírez, señalado como titular de la primera base, quedó descartado por una molestia en el hombro derecho.

¿La solución? El gerente general Moisés Alou convocó al torpedero Jean Segura, quien viene de una temporada en la que lideró la Liga Nacional con 203 hits. Tal es la ventaja que se tiene con tanta opulencia de talento en el béisbol dominicano, el país extranjero que más nutre a las Grandes Ligas. Y es lo que alienta el anhelo de repetir como campeones.

Alou y el manager Tony Peña dieron con el método para cuajar toda la calidad a disposición, una tarea en la que se domaron egos y con pericia encontró espacio para que todos puedan jugar.

David Ortiz, Albert Pujols, José Bautista y Beltré no formaron parte del equipo que se coronó en 2013, pero eso no les impidió encumbrarse con una foja invicta de 8-0.

No fue que ese conjunto careció de luminarias. Robinson Canó –el Jugador Más Valioso en ese torneo–, Ramírez, Edwin Encarnación, José Reyes y Nelson Cruz fueron las figuras más sobresalientes, asociándose con jugadores de menor jerarquía como Ricardo Nanita (el cuarto jardinero), Eurys Pérez (un corredor emergente) y Samuel Deduno (el abridor que lanzó cinco innings en blanco en la final contra Puerto Rico).

“Este equipo es igual o mejor al pasado”, afirmó Alou. “Lo único que quiero es la química”.

Les tocará medirse contra el anfitrión Estados Unidos, Canadá y la debutante Colombia en un grupo de primera ronda con sede en Miami.

Canó vuelve a la carga en un equipo que luce más potente. Manny Machado se anotó para actuar por primera vez, en tanto que Bautista y Beltré aceptaron la convocatoria. Starling Marte y Gregory Polanco entran en los jardineros. La consigna de todos fue adelantar su puesto a punto. Machado y el relevista Dellin Betances son hijos de la diáspora dominicana en Estados Unidos.

(LASMAYORES.COM)
Digiprove sealThis article has been Digiproved

Deja un comentario