El Fuerte, San Jose de las Matas (Osiris Rodriguez)

Sol, playa y arena son la carta de presentación de República Dominicana ante cualquier turista. Y esto es así porque la mayoría de extranjeros arriban al país con deseos de disfrutar del sol caribeño y escapar del frío en la calidez de nuestras impresionantes costas.
No obstante, el turista local, cansado del clima tropical que caracteriza nuestra media isla, lo que quiere es un poco de frescor.
Por suerte -y aunque parezca increíble- aquí, en el mismo centro del Caribe, donde se vive el eterno verano, hay sorprendentes lugares que gozan de temperaturas bastante agradables.
¿Dónde están ubicados esos rincones? Te contamos que algunas de esas áreas donde de seguro vas a temblar de frío y hasta ver castañear los dientes por las bajas temperaturas se encuentran bien retiradas de la ciudad, pero vale la pena desplazarse hacia allí.
Esos destinos están ubicados en pueblitos rodeados de montañas con un gran verdor, donde llueve todo el año. Además, cuentan con cascadas y ríos para los amantes de las aguas heladas.
¡Anímate a sacar tus abrigos, guantes, gorros, bufandas y botas, y escápate a descubrir estos hermosos lugares!

Villa Trina

Es un pequeño pueblo de la provincia Espaillat, localizada en el mismo eje de la Cordillera Septentrional. Tiene una altura de 687 metros sobre el nivel del mar y se caracteriza por tener un clima muy fresco.

San José de las Matas
Esta localidad está situada al sur de Santiago de los Caballeros, a 530 metros sobre el nivel del mar. Su clima es de tipo monzónico, con dos estaciones secas de corta duración y dos estaciones lluviosas que permanecen la mayor parte del año, lo que la hace poseedora de un agradable clima y de montañas con un verdor de ensueño.

Constanza
El “Valle Encantado” es el pueblo más frío del país… y de todo el Caribe. Ubicado en un valle intramontano entre dos macizos de la Cordillera Central, a una altura que va de los 1150 a los 1250 metros sobre el nivel de mar, cuenta con un clima templado oceánico o atlántico, temperaturas frescas y lluvias todo el año. Su temperatura promedio anual es de 18.4 °C, pero ha bajado aun más.

San José de Ocoa
Es la única provincia que tiene la particularidad de estar enclavada en un sistema montañoso como la Cordillera Central. Su territorio tiene una altura de 400 metros sobre el nivel del mar y sus exuberantes valles intramontanos ofrecen un frescor deslumbrante.

Jarabacoa
Este pueblo de La Vega presenta un clima tropical lluvioso con una temperatura promedio anual de 22 °C (72 °F) y lluvias abundantes durante casi todo el año. Atesora una amplia variedad de villas y ranchos, así como saltos y ríos para los que gustan de darse un chapuzón bien frío.

Hondo Valle
En el sur no todo es árido y caluroso, también guarda lugares con temperatura muy agradable como Hondo Valle, un municipio de Elías Piña que se encuentra rodeado de la Cordillera Central y la Sierra de Neyba. Allí se registran temperaturas promedio de 21 °C.

Digiprove sealThis article has been Digiproved

Deja un comentario