Edwin Paniagua

Edwin Paniagua.
Leo ha continuado con su rosario infinito de penurias y no hay manera de que salga del Muro de las Lamentaciones. Recientemente, transmitió un video en el cual, después de un recorrido que inició cuando Dios era adolescente, desembocó en el anuncio de que él renunciaba al Partido de la Liberación Dominicana (PLD) para buscar fortuna, literalmente, en otra agrupación política. A propósito, le cambiarán el nombre a un partido político y lo convertirán en lo que nuestro amigo denomina (por favor, no se rían que es algo serio) La Fuerza del Pueblo. Y la protesta ha devenido en paranoia: porque la transmisión misma del video, según sus adeptos, también corrió con la misma suerte del algoritmo y no pudo salir al aire en la fecha programada porque el Gobierno lo impidió. “¡Ay, María, juye, ven a ver!”, diría mi abuelo. Como siempre, Leo mezcla una idea con otra y con dos colores crea un arcoíris. Analicemos algunas de sus falacias:

– Leo, destacaste que Bosch era tu líder y maestro; sin embargo, cuando Balaguer le hizo un verdadero fraude colosal en el 1990, no solo no hablaste de “revolución” (como dijiste, penosamente, frente a la Junta), sino que en las elecciones del 1996 (después del otro fraude) sostuviste con una mano a Balaguer y con la otra a Juan Bosch, lo cual quedó registrado en una de las fotos más amargas de la historia dominicana.

– Leo, aseguraste que Dani no te apoyó nunca y que tú sí te entregaste a sus campañas. Ambas afirmaciones son falsas. Por ejemplo, en el 2000, solo apareciste una vez junto a él y fue en el cierre de la campaña. Y por escasos y pobres minutos. Igual, lamentaste que Dani no le abriera el espacio para la carrera presidencial a Margarita. Leo, pero hay gente que piensa que fuiste tú (como dice Arjona) que le cerró el paso.

– Leo, todavía padeces el delirio de la cantidad. Otra vez invocaste los dos millones de firmas (que nunca han sido votos) y te atreviste a manifestar que, a pesar de esa popularidad, que te colocaba en más de un 70% en la valoración positiva del pueblo dominicano, no optaste por la repostulación presidencial en el 2012. La cual, según tú, rechazaste plena e inmediatamente. Todos recordamos que lo hiciste en el último momento, cuando ya te viste sin opciones. De hecho, la Cid-Gallup (2011) te situaba como el presidente peor valorado en Centroamérica y el Caribe: tu  índice fue de -33, puesto que el 63 % de los ciudadanos reprobó tu trabajo y solo el 30 % lo aprobó.

– Leo, aseveraste que “la casta no tiene visión de partido”, refiriéndote a la otra rama de tu anterior partido, pero ¿no recuerdas cuándo fue que a tu grupo lo bautizaron con el mote de “comesolos”? Hablaste de valores y principios, pero no de Odebrecht, de los Tucanos, del PEME, de la Sun Land… Por otro lado, mencionaste al profesor Juan Bosch, pero terminaste citando la Biblia, como tu verdadero líder: Balaguer. Querías que contaran el 100% de los votos y así fue; querías un informe de las universidades y así fue. El hacker era, primero, JochyGómez, después “que sí que no” (como dice Omega), que es un hindú. Más tarde será un ruso. Por último, calificaste a tu adversario como “obstinado con el poder” y,justamente, eso era lo que yo estaba pensando de ti.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

error

¿Te gusta lo que hacemos? ¡Riega la voz!

losmatense@gmail.com
https://www.facebook.com/LOSMATENSES/?ref=bookmarks
https://www.facebook.com/LOSMATENSES/?ref=bookmarks
https://www.youtube.com/channel/UC14s0hj3nGoJ4iAFJcgd7vw?view_as=subscriber
https://www.instagram.com/osirisrodriguez21/?hl=en
error: