21.9 C
San José de Las Matas
martes, octubre 19, 2021

Gesta restauradora

Te puede interesar

Aquí el editorial del periódico de La Información:

Dia de la Restauracion Dominicana

La evolución de la humanidad y las realizaciones de la actualidad son consecuencia de las manifestaciones históricas, por tanto, la historia es vital para conocer el origen de los pueblos y el hombre, comprender el presente y visualizar el futuro.

República Dominicana no escapa a ese proceso, porque su fundación y la proclamación como  nación libre, soberana e independiente está sustentada en hechos históricos trascendentales que forjaron la nacionalidad y la dominicanidad.

Tras la declaración de la Independencia Nacional el 27 de febrero del año l844, patriotas que se guiaron por el amor patrio, libraron múltiples batallas en procura de preservar y afianzar la emancipación, porque fuerzas extrañas conspiraban contra la autodeterminación.

Una de las gestas que fue clave en la consecución de conservar y robustecer el   proceso independentista fue la Guerra de la Restauración, la cual fue  protagonizada por dominicanos valientes, quienes asumieron con abnegación la misión patriótica  en defensa de la dominicanidad.

Este jueves 16 de agosto se conmemora el 155 aniversario del “Grito de Capotillo”, el cual encendió la chispa del patriotismo para generar la batalla restauradora, cuyo acontecimiento se inscribe en las hermosas páginas históricas escritas con sangre y fuego, por quienes tomaron conciencia de que las libertades no se mendigan, sino que se conquistan en el fragor jornadas de sacrificios, esfuerzos, voluntades y compromisos con la Patria.

A 155 años de la Guerra de la Restauración los ciudadanos deben concentrarse en la reflexión, a fin de analizar con profundidad esa batalla para alimentar su espíritu patriótico a la luz de los postulados políticos del pensamiento de los prohombres que entregaron hasta sus vidas por la soberanía, y al mismo tiempo, tomar conciencia de que en este momento el país está distante de los ideales de los héroes de aquella epopeya.

Iniquidad social, alejamiento de principios éticos y valores morales, endeudamiento externo que lacera la autonomía de la nación, dependencia de potencias mundiales e injusticias que hunden a la población en una situación deprimente, convocan a la lucha por la igualdad, equidad y plena Independencia Nacional.

Se requiere continuar defendiendo el legado de los restauradores de la  República, porque muchas de las realidades que motivaron el accionar de los patriotas  persisten y es preciso impulsar acciones por la erradicación de las mismas, ya que es la forma de garantizar el bien común, plena independencia y la paz social.

Rendir homenaje a Gregorio Luperón (la Espada de la Restauración), Matías Ramón  Mella Castillo, Francisco del Rosario Sánchez, Ulises Francisco Espaillat, Santiago Rodríguez, José Cabrera, José Antonio Salcedo (Pepillo) y Pedro Antonio Pimentel, quienes inspiraron y lideraron  la guerra restauradora, es un deber sagrado.

Pero los honores no deben ser en discursos, ofrendas florales y declaraciones populistas, sino con el comportamiento y la conducta que se nutran en los ideales y la praxis de los restauradores.

Es importante establecer que la Guerra de la Restauración estalló a raíz de la inestabilidad política, social, económica y de una crisis incontrolable, lo que impregnó valentía a los próceres para defender y consolidar la Independencia.

¡Loor eterno, a los héroes de la Restauración!

 

 

- Publicidad -spot_img

Noticias Relacionadas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Últimas Noticias