Las enfermedades tropicales abundan en la República Dominicana

Los contagios de dengue, malaria y leptospirosis suceden con frecuencia durante todo el año en el territorio nacional.

Con el tiempo el clima veraniego que persiste en la República Dominicana durante todo el año se ha convertido en un atractivo para innumerables turistas que vienen al país a disfrutar de unas vacaciones, sin embargo, las altas temperaturas combinadas con las lluvias que produce la temporada ciclónica en la isla, son solo algunos de los factores que hacen que anualmente ocurran brotes importantes de enfermedades que dejan a más de uno en cama, y que les quitan la vida a decena de personas.

El dengue, la malaria, al igual que la leptospirosis están presentes en el país,  y toda la población, así como los visitantes corren el riesgo de resultar afectados con estas patologías, para las cuales el mercado aún no tiene vacunas para evitar o contrarrestar la infección.

Así lo informó el director del Centro de Prevención y Control de Enfermedades Transmitidas por Vectores y Zoonosis (Cecovez), Manuel Tejeda, quien declaró que tapando los tanques, clorando el agua y durmiendo con mosquiteros se puede prevenir el contagio de esos padecimientos que inciden en el territorio.

Asimismo, señaló que la higienización del hogar también otorga buenos resultados para eludir afecciones que afecten a la familia.

“La gente tiene que colaborar con producir un ambiente saludable, el hecho de ser pobre no significa que tu tengas que vivir con el mosquito, las moscas, las cucarachas o las chinches, si elimina la suciedad y los desperdicios adecuadamente no se reproducen esos animalitos”, expresó.

Manifestó que la población infantil es la que corre más riesgo de contagio, así como los trabajadores del campo y los que viven en zonas vulnerables como en la ribera de los ríos Ozama e Isabela.

Trabajo de la institución

El Cecovez que es una dependencia del Ministerio de Salud Pública (MSP), realiza campañas de concientización y jornadas de desinfección para reducir la prevalencia de esas y otras enfermedades.

Según Tejeda, los trabajos lo hacen de manera permanente en toda la geografía nacional; donde eliminan los criaderos de los mosquitos que transmiten el dengue y la malaria a través de la descacharrización, fumigación y el rociado intradomiciliario.

Destacó que por medio de los programas preventivos han disminuido la incidencia de la malaria, aunque sigue ocasionando contagios en San Juan de la Maguana, Azua, Bahoruco, e Higüey.

De acuerdo a datos de la  Dirección General de Epidemiología (Digepi), en lo que va de año se han registrado 241 contagios y cero fallecimientos de la enfermedad que produce la picadura del mosquito Anopheles, cuya infección suele causar vómito, fiebre y dolor de cabeza.

Mientras que de leptospirosis que ocasiona en aquellos que la padecen dolor muscular, ictericia y conjuntivitis, las autoridades han reportado 96 casos y 11 defunciones.

En cuanto al dengue,  hasta finales de agosto la cifra de infectados se situaba en 4,510 y los decesos sumaban 25.

El virus que origina el mosquito Aedes aegypti provoca cuadros de fiebre y dolores musculares, y debido al comportamiento que ha tenido este año, los especialistas prevén que seguirá generando contagios, en especial en las provincias que sufrieron mayores daños por el paso del huracán  Fiona.

Mantener la prevención

En el país también se han reportado casos de otras enfermedades que han causado preocupación en la ciudadanía, como sucedió el año pasado con la difteria que tuvo un leve repunte que dejó a 18 niños infectados, pese a que es prevenible por una vacuna, cuya aplicación descendió con la llegada del covid-19.

Conforme a Digepi, de los menores que sufrieron la afección 12 fallecieron, por lo que los médicos instan a las personas a no descuidar la administración de los biológicos que hacen frente a las condiciones inmunoprevenibles como la tuberculosis, la tosferina, el tétanos, el sarampión, la rubéola y parotiditis, que se colocan gratuitamente por el Plan Ampliado de Inmunización (PAI).

Números estadísticos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *